ACFE

Servicios de reclutamiento, outsourcing de personal y administración de nómina

La reinserción laboral después de ser madre

www.blog-de-empleo.com

Tras unos meses o incluso años de haber abandonado la tarea profesional, muchas mujeres están perdidas o desfasadas en su profesión, o incluso, por cualquier motivo, no han podido desempeñar ninguna, y este desafío no es fácil de afrontar.

 

Por eso, las dos primeras reglas de oro que señalan los expertos son conocer las razones por  las que se ha decidido retornar o comenzar una nueva vida laboral, y desentrañar los talentos y habilidades que esa mujer en concreto, puede ofrecer.

 

Algunos expertos en recursos humanos e inserción laboral, señalan como primer paso válido la vuelta a las aulas. Para aquellas mujeres que tengan una carrera profesional ya bien definida, sería interesante realizar un curso corto que actualizara sus ideas a las nuevas formas de trabajar.

 

Sin embargo, si esa mujer no tiene estudios superiores, una idea genial sería estudiar una carrera, que podría abrirle un nuevo espectro de posibilidades a alguien que no había podido o no había querido cursar estudios superiores en el pasado.

 

El siguiente paso a realizar una vez que se ha decidido en qué campo se va a buscar ese puesto de trabajo deseado, es crear una red de contactos. Los expertos aseguran que es imprescindible que todos tus conocidos, amigos, vecinos etc conozcan que estás buscando trabajo, e incluso los conocidos de tus conocidos, ya que un 70% de los empleos se consiguen a través de gente que te conoce o que conoce a tus conocidos.

 

Otro aspecto a tener muy en cuenta, aparece en la primera entrevista. En ese momento, es imprescindible que el entrevistador sepa que se cuenta con una estructura familiar sólida, que responde por ti en caso de que haya algún problema. Es decir, que te ayudarán en el cuidado de los niños, por ejemplo, o que te apoyan en tu búsqueda de trabajo.

 

Pero todas estas pautas, no servirán de nada si no existe confianza. La confianza en ti misma y en tus posibilidades de éxito, es la mejor herramienta que tienes para encontrar ese ansiado empleo. Confía en el producto que vas a vender y triunfarás en tu empeño.